viernes, 23 de enero de 2009

VO: The Spirit


Viernes de Opinión: The Spirit, de Frank Miller

Hasta el momento, continúa pareciéndome irreal que exista ya una adaptación fílmica a The Spirit, del maestro Will Eisner, y que ésta haya sido realizada por Frank Miller, otro maestro cuya obra durante los últimos años ha sido muy discutida (pongamos a un lado la adaptación de este cómic que en 1987 protagonizó Sam Jones, pues aunque se trata de la primera adaptación audiovisual, fue realizada para TV y es poco menos que olvidable).

A decir de muchos espectadores y, sobre todo, lectores medianos de cómic, el filme que hoy se estrena de este personaje en nuestro país, es poco más que un malogrado proyecto, en el que Miller demuestra su poco respeto por los iconos del medio.

Quienes conocen este blog, sabrán entonces mi opinión sobre el más reciente (y en general) trabajo de Miller el cual, contrario a lo comentado dentro de los círculos más puristas del cómic de superhéroes, me parece que se trata de una opinión muy renovadora y valiosa de los mismos.

Desde su propia reinvención, a su vez, de la recreación mítica que hizo con su Dark Knight en Dark Knight Strikes Again (secuela de The Dark Knight Returns) hasta su reciente y polémica serie de All Star Batman and Robin the Boy Wonder, pasando por su trabajo en la adaptación fílmica de Sin City y The Spirit, a Miller no son pocos quienes lo quieren crucificar.



Es cierto que su versión a The Spirit se aleja varios pasos del original de Eisner, pero me parece que a pesar de esto se trata de un trabajo profundamente respetuoso de algunas de las varias propuestas dramáticas, narrativas y visuales de Eisner.

Por principio de cuentas, recordemos que no fue Miller el primero en darle rostro (y con ello develando un misterio guardado durante varias décadas) al Octopus, el principal némesis del Spirit; el primero que osó romper con dicho secreto fue Alan Moore acompañado por Dave Gibbons, en un trío de historias inolvidables que recrearon al personaje hace poco más de una década: ¿Cómo trastocar una obra tan importante, y que trascendió en muchos aspectos narrativos? Aunque en apariencia poco original y poco respetuoso igualmente, la decisión de Moore por darle personalidad a este genio del mal –dentro del rico contexto del Spirit, y la misma intensa historia escrita por Moore- resultó despampanante en su momento y ante las elaboraciones mentales que el tiempo permite en cada lector.

Miller comparte la propuesta con Moore, y a partir de que a Samuel L. Jackson le impone la tarea de construir a Octopus, contrapuntea diabólicamente la participación de Gabriel Match como el Spirit, pues hasta antes de este filme muchos espectadores no lo teníamos en cuenta. Lo cierto es que –al menos me lo parece- Match resultó el actor idóneo para el papel, conformando un encuentro delicioso con Jackson.



Sin duda, a mí en el caso del Octopus me habría gustado la opción del misterio y tan sólo las manos como detalle dramático; si acaso, hasta el final del filme la revelación. Pero esa fue la decisión de Miller, y porque a mi no me gusta del todo no quiere decir que sea mala.

Y como ya lo mencioné, por otra parte, Match como el Spirit se me figura un gran descubrimiento por parte de Miller (o quien lo propuso), pues con el antifaz se le acerca fenomenalmente al personaje , comunicando mucho tan sólo con los ojos.

Con esto, Miller utiliza lo aprendido en la Sin City fílmica para generar escenarios hiperrealistas, y trastocarlos con los extremos encuadres y ángulos marca Eisner. A esto le suma violencia inverosímil y femme fatales bien carnosas, y lo que obtiene es un festín para algunos y un ejercicio fílmico que necesita de una guía de lectura para otros.



Tras casi 70 años de ser creado, el Spirit en una adaptación fiel como lo que ha hecho Miller es normal que no sea muy entendida por el gran público; para que esto se lograra, tendría que haber sido una especie de Sin City con Spirit como protagonista.

Así como Miller escogió contar la historia del reencuentro del Spirit con Sand Saref, con el Octopus y otras Femme fatales en medio (y la pasión que puede sentirse por la ciudad que uno habita), bien pudo igualmente contar una historia existencialista, una centrada en los dramas de los habitantes de Delta City, estirar dramáticamente el origen del Spirit, o contar una historia de milagros humanos como las tantas que Eisner contó.

El universo del Spirit es múltiple para un solo filme. Miller contó su historia, y varios creemos que lo ha hecho muy bien.


10 comentarios:

El señor Stark dijo...

Que puedo decir, justo acabo de volver de verla.
La cinta no fue del todo de mi agrado, más por el tratameinto que ledio Samuel L. Jackson al Octopus, y que le faltó un poco de personalidad al Spirit, pero en general es buena cinta.

ADRIAN dijo...

la verdad yo no he leido nada de spirit hasta ahora, conozco al pesonaje claro por eisner , pero no he leido ningun comic, mauricio que recopilacion me recomendarias para empezar a leerlo? ademas de la que mencionaste escrita por moore. todavia se puede conseguir?
saludos

Morningstar dijo...

Así es Stark, creo que a algunos nos gustará más que a otros.
Adrian, hay de hecho una recopilación de DC que se llama The Best of The Spirit y, efectivamente, trae historias muy buenas. Ahora,si lo prefieres, hay alrededor de 25 volúmenes en pasta dura con toda Spirit publicados por DC, igualmente. Y los 6 o 7 números de Will Eisner's Spirit the New Adventures creo que te los puedes encontrar fácilmente; si no es así, me parece que en abril Dark Horse publicará la recopilación de esto.
Saludos

Mr Black dijo...

Preacher:
Es buena la pelicula...
Mas bien la interpretacion del maestro Miller es como cuando una serie cambia de escritor:lo interpreta a su manera e imprime su alma en el personaje y eso es lo q hace a esta pelicula buena es una nueva forma de ver a un personaje clasico.
Y si a los puristas no les gusto q se jodan,Miller es asi...
**God Moore...MAKE SOME NOISE**

EDEX dijo...

Ví la película en su estreno y tengo la fortuna de confirmar que a pesar de que en los múltiples blogs de comics y cine se calificó de pésima película, considero que a pesar de los baches en los que cayó, tuvo aciertos formidables.

Conozco un poco de Spirit, pero suficiente para percibir un cierto contraste con el tipo de personaje que construye Eisner y lo que hace Frank Miller. Definitivamente el aspecto más débil es el técnico. Tanto la dirección, la fotografía como algunos diálogos fuera de lograr acentúan el descuido de la edición. A Estos tropiezos técnicos se une el aspecto escenográfico virtual que, en momentos, en lugar de darle dinamismo narrativo, termina por encajonar las escenas. Tanto la fotografía como la dirección se sienten, sobre todo al principio, espesas y planas.

A pesar de que esto se siente en la primera parte de la película, la película es sostenida por el brillo que adquiere Spirit cuando se entiende su relación con la ciudad y las mujeres y, sobre todo, su relación con Sand. En ese contraste aparece Octopus como un adorador de la muerte y esos divertidos contrastes en sus respectivos discursos, en los cuales se burla de un Octopus fascistas (je, muchos saltaron cuando comentaron la "locura" de poner a un negro vestido como nazi a hablar como Hitler).

Al final, después de esos baches, la película me ha agradado y me ha transmitido un gran cariño por el personaje. Frank no hizo una peícula redonda, pero tampoco se acerca a la "abominación" con que fue calificada injustamente; a pesar de esos baches, lo hizo bien. Saludos

Morningstar dijo...

Si Edex, esa burla fascista que hace Miller es de antología.
Y miren, si tienen chance o ganas, veanla una segunda vez (yo ya lo hice)y seguramente le encontrarán aún más sentido y valor (igual me pasó).
Saludos.

Mr. Blue dijo...

A mí me aburrió muchísimo. Pero me parece que está pocamadre estética y compositivamente, además de las mujeres hermosas y una producción impecable.

Morningstar dijo...

Don Blue, yo no he encontrado su post con el comentario al respecto, páseme el link, ¿no?
saludos y, pro cierto, un abrazo tardío.

Olivier dijo...

Maestro MM, creo que le diste al clavo, yo tenía muchas emociones encontradas con la película. Tú le encontraste palabras a la sensación que me da; efectivamente le rinde homenaje en muchos sentidos, pero creo que al final se quedó en un ejercicio cinematográfico estilístico y visual que nunca llegó a concretarse en una película. Muchos saludos y un abrazo, y no sea gacho y dése una vuelta por mi bló.

Morningstar dijo...

Acabo de cehcar este comentario Olivier, y ya me enteré de tu bló y ya hasta lo chequé. Gracias, saludos y enhorabuena