viernes, 17 de abril de 2009

Tenía que decirles...


... que hace tres semanas fue publicado The Muppets Show Comic Book, primero de una miniserie de cuatro, escrita y dibujada por Roger Langridge y bajo el sello Boom Comics. Normalmente los cómics basados en programas de televisión carecen de la fuerza del original (bueno, cuando estos tienen fuerza): a) porque se trata de un autor extraño a la serie y que no cumple del todo con las necesidades de los personajes y atmósfera, o b) porque se trata de algún creativo involucrado con la serie, pero incapaz de transportar la peculiaridad de ésta a otro medio, en este caso el cómic.



Con The Muppets Show Comic Book no sucede nada de lo anterior. Por el contrario se trata de un trabajo brillante; me atrevo a decir que se trata de uno de los cómics más formidables de licencia alguna de los que hya llegado a leer, todo gracias a Langridge, un historietista genial y desafortunadamente poco conocido. Casi de la extirpe de la mejor comedia del cine silente y del gag incisivo, gestual y físico tipo Hermanos Marx es que se construye el humor de este autor australiano. Su línea limpísima hace realmente ágil su obra, y es así que su personaje Fred The Clown es una obra ya clásica en su género, aunque poco vista.

La claridad mental de Langridge permite, así, que los Muppets en sus manos parezcan cobrar nuevamente vida tras años de tan sólo recuerdos. Recordemos que este es un cómic que sale bajo la línea Familiar de Boom, por lo cual está pensado como uno que presente chistes no subidos de tono; sin embargo, eso no es impedimento para que Langridge nos haga carcajear a todos. Parece que este cómic no llegó a las tiendas de cómics nacionales (al menos yo nunca lo vi, y tuve que conseguírmelo en el país del norte), pero les aseguro que vale la pena encargarlo por correo. Creo que solamente Kyle Baker podría hacer algo tan bueno como lo logrado por Langridge con estos personajes; creo que no estaría mal que Mark Waid (editor de Boom, y por supuestos escritor de muchos cómics de superhéroes) lo tomara en cuenta para continuar tras la historia de Langridge.



-La crisis está cabrona. Y ya no sólo porque no nos alcanza el dinero, sino porque eso y los pobres gustos de los lectores han permitido que Young Liars, cómic escrito por David Lapham y publicado por Vertigo Comics, sea cancelado en su número 18. De Lapham, quien a pesar de darse a conocer a principios de los años 90 dibujando Warriors of Plasm para Jim Shooter, supimos realmente de su creatividad cuando presentó Stray Bullets, una serie noir que nos impactó con el talento narrativo de Lapham. Con Young Liars, estaba construyendo un extraño pastiche de rock, ciencia ficción y drama gonzo, en el que se estaba proponiendo estirar realmente las posibilidades de un cómic mainstream, pues creo que desde que Garth Ennis dejó de hacer Preacher no se habían visto algunas cosas tan gruesas como las vistas en Young Liars. Ni modo, otra víctima ante el poder superheroico.



-El maestrazo Carlos Giménez, autor español de obras tan importantes para el medio, como Paracuellos o Los Profesionales, entre muchas otras, es candidato al premio Príncipe de Asturias de las Artes 2009 el cual, como se sabe, es un galardón de importancia internacional entregado por el principado de España. Parece que ésta se trata de la primera ocasión en que un historietista es candidato a este premio, por lo cual no hay que perder de vista este evento. El maestro Giménez, igualmente ha trabajado en varias películas realizando diseños y storyboards, y esta labor fue central en El espinazo del Diablo, de Guillermo del toro, por ejemplo.

4 comentarios:

Chucho dijo...

Mientras se mantenga el feeling de los Muppets, este cómic tiene todo para ser genial.

¿Y hay algún invitado como en el show de televisión?

Hunter dijo...

Young Liars una lamentable perdida. Esperemos que algún día no muy lejano se retome el proyecto

Morningstar dijo...

No, Chucho. En este primer número el del embrollo es Kermit, es decir: la Rana René, y todos tratan de hacerlo sentir bien, sale hasta la ranita chaparra que es su sobrino. Puerquitos en el espacio, el cocinero èse cagadón y otros salen, y está buenísim.

Hunter, pues de menos si no vuelve a salir young Liars, sin dudad que estaremos al tanto de los otros proyectos de lapham.

Saludos

ADRIAN dijo...

cuando era un niño no me perdia el show de los muppets, ahora solo conservo una edicion de videorisa de coleccion de oro al respecto, muy bueno, muy bueno.
saludos